En ocasiones, cuando nos encontramos con falta de liquidez y/o urgencias a nivel financiero, queremos solicitar un préstamo y nos surge la problemática de no poder acceder al mismo porque tenemos deudas. Pero, ¿cómo puede ser que la empresa a la que contactamos sepa las deudas que tenemos? ¿Y cómo podemos saber si realmente tenemos deudas? Te lo contamos todo en este artículo. 

Saber las deudas que tengo

Saber las deudas que tengo

Lo más habitual es que una persona sea consciente de las deudas que pueda tener, ya que cuando se produce un impago, las entidades acostumbran a notificarnos para que estemos al corriente de ello. No obstante, existen situaciones en que no es así e incluso pueden añadir nuestros datos en un registro de morosidad como ASNEF sin que nos demos cuenta. Por este motivo, es esencial conocer siempre cuál es nuestra situación económico-financiera para estar al corriente de los pagos y evitar futuras problemáticas. 


#1 Contacta con tu entidad bancaria

blank
Deudas pendientes con una entidad bancaria

El primer paso cuando queremos saber si estamos o no endeudados, es hablar con nuestra entidad financiera, ya que ellos estarán al corriente de nuestra situación financiera consultando nuestra cuenta corriente y productos que tengamos contratados con ellos. No obstante, no tienen porqué saber otros problemas crediticios que puedas tener, por lo que será necesario contactar con otros organismos, como los que veremos a continuación.

Relacionado: qué pasa si no pagas un préstamo personal


#2 Contacta con ASNEF

ASNEF es el registro de morosidad más grande e importante de España. En él, se encuentran los datos de todas aquellas personas físicas y/o jurídicas que tengan deudas a su nombre. Esta debería ser siempre tu segunda opción a consultar tras haber hablado con tu entidad bancaria, ya que es el registro más habitual en el que puedes aparecer.

De hecho, hay muchas personas que acaban en el mismo sin tener constancia de ellos y por deudas de carácter menor, como el impago de una factura de teléfono. Podremos obtener toda la información que necesitamos de forma telemática, ya sea consultando la web o enviando un correo electrónico y/o postal. Al facilitar un documento que acredite nuestra identidad como el DNI o CIF, en caso de ser una empresa, puede que sea suficiente para descubrir estos datos. 

#3 Contacta con Experian 

blank
Deudas de morosidad

Experian es la empresa dedicada a la gestión de riesgos comerciales y financieros más grande del mundo. Este organismo cuenta con tres ficheros de solvencia, parecidos a ASNEF, conocidos como CIREX, BADEXCUG e INFODEUDA. Puedes consultar si apareces en los mismos mediante un formulario específico y tu copia del Documento Nacional de Identidad.

#4 Contacta con RAI

Si eres autónomo o una persona jurídica (empresa), este fichero será de especial interés para ti. Se trata del Registro de Aceptaciones Impagadas en el que aparecen sólo empresas y profesionales que han dejado a deber derechos de cobro (pagarés, letras de cambio…). Es difícil que acabes en RAI como moroso sin que te des cuenta, ya que deberás de haber dejado a deber derechos a de cobro a terceros. No obstante, puede ser que se te haya traspapelado un pagaré y el nombre de tu empresa haya acabado en RAI.

#5 Contacta con la CIRBE

A diferencia de los registros previamente mencionados, la Central de Información de Riesgos del Banco de España es una base de datos informativa sobre el nivel de deuda, no un fichero de morosidad, que pueden consultar empresas que trabajen en el sector financiero. En la CIRBE se encuentra información relativa a actividades financieras de empresas y particulares. En concreto aparece el nivel de deuda de todo aquel particular o empresa que tenga pasivos o deudas pendientes de pago superiores a 9.000€. Podrás consultar si apareces en el mismo mediante correo electrónico o presencialmente. 


Otras deudas que puedes tener

Existen otras deudas que puedes tener activas sin que te des cuenta. Vamos a ver cuáles son.

Deudas impagadas con Hacienda

Otras deudas que puedes tener son con Hacienda. Para ello, deberás visitar la web de la Agencia Tributaria y esperar respuesta mediante carta certificada. Podrás consultar de forma presencial o por internet cuál es tu situación con dicho organismo.

Deudas impagadas con la Seguridad Social

Descubrir si tienes o no deudas impagadas con la Seguridad Social es extremadamente importante, ya que repercutirá directamente en el paro o la jubilación, entre otras prestaciones. Para ello, deberás conseguir un número de identificación NAF. Mediante el mismo y con el certificado digital, podrás acceder a la sede electrónica y comprobar tu situación. 


Financiación alternativa para pagar las deudas

En caso de que tengas deudas pendientes y que te encuentres ante la problemática de no poder hacer frente a las mismas, tu mejor opción es acudir a la financiación privada. Y es que uno de los principales problemas con los que te encontrarás, es que las entidades bancarias y otros organismos tradicionales de financiación no te concederán el dinero que necesitas. Esto se debe a que, tras la crisis de 2008, cuando estalló la burbuja inmobiliaria, los requisitos para solicitar un préstamo o un crédito cambiaron de forma sustancial, siendo cada vez más estrictos (y todavía lo son).

Y es que anteriormente, se concedió financiación sin tener normas demasiado rígidas al respecto y, con la crisis, la cantidad de impagos incrementaron de forma sustancial, dejando a dichas entidades en una posición desfavorable. Por este motivo, uno de los principales requisitos para poder disponer de liquidez es que el solicitante no aparezca en un registro de morosidad, ya que se considerará una operación de riesgo demasiado elevado por alta probabilidad de impago. 

Préstamos para reestructurar tu deuda

Prestamistas

En Prestamistas.es disponemos de una infraestructura que incluso nos permite dar financiación a personas con deudas. Esto es posible gracias a un incremento ligero de los intereses, pero una gran flexibilidad de devolución del préstamo. Y es que si el solicitante pasa nuestra fase exhaustiva de análisis y solvencia, podrá diseñar su propio plan de devolución del préstamo.

¿Quieres poder pagar tus deudas de forma inmediata y evitar aparecer en un fichero de morosidad o salir del mismo? Prestamistas.es es la solución.

Contacta con nosotros sin compromiso y uno de nuestros asesores se pondrá en contacto contigo en menos de 24 horas.