Préstamos con garantía hipotecaria

¿Qué son los préstamos con garantía hipotecaria?

Si estás buscando una solución financiera rápida, ágil y eficaz es probable que no tengas muy claro dónde acudir. Seguramente si has ido a tu banco habrás visto que solicitan una serie de requisitos que quizá no cumplas. Además lo más probable es que el papeleo te lleve más tiempo del esperado y tú necesites el dinero con más agilidad.

En estos casos acudir a los préstamos con garantía hipotecaria puede ser una buena solución. En Prestamistas somos expertos en este tipo de actividades financieras.

Qué son los prestamos con garantia hipotecaria

Qué son los prestamos con garantia hipotecaria

 

Condiciones de los préstamos con garantía hipotecaria

Para poder solicitar uno de estos préstamos a través de Prestamistas solo es necesario

  • Disponer de un inmueble en propiedad libre de cargas y susceptible de venta. Este inmueble puede ser de cualquier tipo. Desde un hotel de lujo, pasando por una nave industrial, un pequeño comercio, la casa de la playa, una plaza de garaje o un terreno.
  • Ponerte en contacto con nosotros. Si eres propietario de uno de estos inmuebles solo tendrás que contactar con nosotros. Y en menos de 10 minutos te informaremos de si tu préstamo ha sido pre aprobado.
  • Sin límite de capital. En caso afirmativo has de saber que no existe límite de capital. Te podremos ofrecer desde un mínimo de 6.000 € y un máximo que equivalga al 30 % del valor de mercado de tu inmueble.
  • Facilidad de trámites. Nosotros nos encargaremos de todo y tú podrás enviarnos la información a través del correo electrónico. Una vez recibida nos pondremos en contacto con una empresa de tasación oficial externa, regulada por el Banco de España, para averiguar el valor real del inmueble. Una vez dispongamos de esta información podrás recibir tu préstamo en menos de 72 horas.
  • No importa que estés en Asnef, que no tengas ingresos regulares o que precises del capital en un corto espacio de tiempo. Nosotros te podremos ofrecer hasta 10 años para devolverlo en cómodos plazos.

 

Condiciones de los prestamos con garantia hipotecaria

Condiciones de los prestamos con garantia hipotecaria

 

 

Para qué utilizar los préstamos con garantía hipotecaria

Quizá una de las principales ventajas de los préstamos con garantía hipotecaria es que podrás utilizarlos prácticamente para cubrir casi cualquier tipo de necesidad financiera. Pongamos algunos ejemplos:

  • De cara a herencias. Muchas veces los herederos no son capaces de asumir el Impuesto de Sucesiones, lo que hace que pierdan los inmuebles que se heredan. Si este es tu caso un préstamo con garantía hipotecaria podría ser la solución. Ya que es posible usar esta misma vivienda como garantía con la que obtener financiación para abonar el Impuesto de Sucesiones.
  • Reunificar deudas. Se puede acudir al capital privado para reunificar deudas por medio de un préstamo de garantía hipotecaria. De esta manera la empresa asume nuestras anteriores deudas y las liquida unificando el capital en un nuevo préstamo.
  • Obtener financiación a pesar de estar en Asnef o no tener un CIRBE adecuado. En estos supuestos las entidades financieras tradicionales no ofrecen préstamos. Ya que se vulneran dos de los requisitos necesarios para ellas. Sin embargo a través de prestamistas y empresas de capital privado sí que se pueden conseguir. Utilizando por ejemplo los préstamos de garantía hipotecaria.

 

Para qué utilizar los préstamos con garantía hipotecaria

Para qué utilizar los préstamos con garantía hipotecaria

Ventajas de los préstamos con garantía hipotecaria

Actualmente existe un gran número de personas que no pueden hacer frente a sus créditos hipotecarios, afortunadamente los prestamistas de créditos hipotecarios permiten que numerosos ciudadanos puedan afrontar los gastos que supone la hipoteca de la vivienda.
Para explicarle lo mejor debemos saber que ventajas tienen y en que consiste un préstamo con garantía hipotecaria:
  • Son un inmejorable método para conseguir dinero, sobre todo hará una gran cantidad de familias, más de 1 millón y medio que en estos momentos se encuentra en una situación de precariedad económica, para estas personas es muy complicado conseguir un préstamo por parte de una entidad bancaria y por esa misma razón, tienen que recurrir al capital privado, la mejor opción para obtener una solución definitiva y hacer frente a sus necesidades económicas.
  • Los créditos hipotecarios son unos productos financieros que en sí mismo se podrían definir como créditos con garantía hipotecaria estos son concedidos por inversores privados o de capital particular. Esto es un préstamo con garantía hipotecaria que es lo mismo que un crédito, el cual tiene una cantidad fija de dinero que se garantiza mediante una garantía inmobiliaria, es decir una propiedad con un piso, casa, locales, etc. El cliente tenga que pagar el préstamo en unos pagos mensuales que deben ser idénticos durante un período de tiempo determinado; esto es muy similar a la forma en que se paga una hipoteca común.
  • Los préstamos con garantía hipotecaria se regulan por ley. de la misma manera que otro tipo de normativas que regulan y legislan estos objetos jurídicos, podemos hablar de la ley 2/2009 del 31 marzo, esta legislación se encarga de regular todo lo que concierne a la contratación por parte del cliente de préstamos o créditos que tipología hipotecaria, entre otros servicios que están en relación con la intermediación para realizar contratos de préstamos.
  • Este tipo de productos están dirigidos a personas que tengan la propiedad de un bien inmueble, con la posibilidad de contratar este hipoteca podrán hacer el pago al frente de la hipoteca bancaria, o bien son apropiadas para aquellos usuarios que hayan acumulado varias deudas pertenecientes a diversos préstamos.
Estas hipotecas de capital privado son concedidas por prestamistas particulares y estos productos financieros permiten que los clientes puedan acceder a una cantidad que les permitirá comprar, reformar o incluso rehabilitar su propia vivienda o cualquier otro tipo de propiedad inmobiliaria.
Las entidades de crédito normalmente exigen algo a cambio como garantía para poder proporcionar estos préstamos o créditos hipotecarios. En aquellos casos concretos de este tipo de préstamos, los clientes que son titulares de ellos, pondrán una garantía o aval que normalmente será la casa propia o cualquier otra propiedad inmueble, esta pasaría a los prestamistas en caso de un supuesto impago. El cliente esta ofreciendo su propia garantía personal además del aval hipotecario que hemos mencionado anteriormente.
En caso de que el consumidor se pregunte si realmente son seguros este tipo de productos financieros provenientes de inversores privados, en nuestra compañía podemos decirle con total y absoluta certeza que tiene la mayor seguridad posible. Igual que cualquier otro tipo de producto financiero. Los prestamistas que conceden hipotecas de capital privado siempre trabajan con la mayor profesionalidad y atención con sus clientes, estas hipotecas de capital particular se firman ante la presencia de un notario, del mismo modo que cualquier contrato, nuestra empresa es una compañía totalmente fiable y transparente y como auténticos profesionales le atenderemos en todas las dudas que a usted le puedan surgir.
Ventajas de los créditos con garantía hipotecaria

Ventajas de los créditos con garantía hipotecaria

Diferencias entre hipotecas y préstamos con garantía hipotecaria

Aunque son términos que suenan de manera similar son productos financieros completamente diferentes. Analicemos cada uno de ellos por separado para verlo con más claridad.

Qué es una hipoteca

Cuando hablamos de una hipoteca lo hacemos para referirnos al tipo de préstamo que se solicita para llevar a cabo la compra de un inmueble. A cambio de ese capital, con el que pagamos nuestra nueva vivienda, adquirimos un compromiso en mensualidades y plazo para devolver el dinero al banco junto con los intereses.

En estos casos para que la entidad financiera ofrezca el capital utiliza como garantía la propia vivienda que va a ser adquirida. De este modo, si dejamos de pagar las cuotas el banco este puede embargar el inmueble para amortizar de manera definitiva la deuda. Entre sus características más determinantes destacan las siguientes:

  • Plazos de devolución muy dilatados. Al tratarse de cantidades muy altas de dinero hoy en día se ofrecen hipotecas con plazos de hasta 40 años. Hay que tener cuidado con ellas porque a cambio de aumentar el plazo también ampliamos los intereses y por tanto el dinero final que pagaremos por la vivienda.
  • Condiciones económicas muy exigentes. Como los préstamos son muy elevados las condiciones para obtenerlos son muy exigentes. La solvencia del solicitante debe de ser intachable.
  • Suelen incluir productos vinculados. Desde la obligación de abrir una cuenta corriente con ellos. Llevar la nómina a su banco. Contratar una tarjeta de crédito y en ocasiones incluso seguros adicionales.

Características de los préstamos con garantía hipotecaria

En cuanto a los préstamos con garantía hipotecaria son aquellos productos financieros que se utilizan para adquirir bienes de consumo en vez de un inmueble. Sin embargo, al igual que en el caso anterior, se utiliza una propiedad como garantía para el prestamista.

Es decir, que con estos préstamos no estamos intentando adquirir la vivienda que usamos como garantía. Sino que solicitamos dinero para otros fines. Desde pagar una deuda, hacer una reforma, comprar un coche, etcétera.

En caso de que no respondamos a la deuda como debemos pagando las mensualidades, el prestamista podrá solicitar el embargo del inmueble usado como garantía para amortizar la deuda.

En cuanto a las características principales.

  • En nuestra empresa podrás obtener un préstamo equivalente al 30 % del valor de mercado del inmueble. Es decir, que si el inmueble utilizado como garantía tiene un valor de 300.000 € podremos solicitar hasta 90.000 €.
  • Los plazos de devolución son menos amplios. Nuestros préstamos con garantía hipotecaria tienen un plazo de 1 año hasta 15 para la devolución.
  • Condiciones menos exigentes. Sobre todo si acudes a prestamistas y empresas de capital privado para solicitarlos. Cuyas exigencias en cuanto al perfil financiero del cliente son menores que en los bancos. Por ejemplo muchos de estos préstamos no tienen en cuenta que el cliente esté en Asnef o que su CIRBE no sea el más adecuado.
  • Sin productos vinculados.

 

Normativas de los préstamos con garantía hipotecaria

Las nuevas normativas hipotecarias están en este momento en anteproyecto, pero, tarde o temprano, terminarán por afectarnos a todos, tanto a los hipotecados como a las entidades financieras o prestamistas particulares que las conceden.

¿Quieres conocer las nuevas normativas hipotecarias? En ese caso, sigue leyendo.

Costes de amortización más baratos

Hasta este momento, todas las personas que deseasen amortizar su préstamo hipotecario durante los cinco primeros años, podían ver gravada su hipoteca con unas comisiones que podían llegar a alcanzar el 0.5 % de la cantidad de vuelta. En caso de estar interesado en realizar amortizaciones a partir del 6º año, estas tendrían un 0.25 % de intereses sobre el importe amortizado. Pues bien, la nueva normativa hipotecaria protege algo más a los usuarios ofreciendo al banco una única opción a elegir entre estas dos variantes:

  • Aplicar un interés del 0.5 % durante los primeros 3 años y un 0 % el resto.
  • Aplicar un interés del 0.25 % durante los primeros 5 años y un 0 % el resto.

Hipotecas carentes de comisión de estudio

A partir de ahora, las entidades financieras solo podrán cobrar una comisión por apertura de hipoteca en la que tendrán que incluir la comisión de estudios si es que desean cobrarla, junto con el resto de los trámites necesarios para conceder la hipoteca.

Los empleados de banca no recibirán comisiones por número de hipotecas firmadas

Hasta ahora, los empleados que evaluaban la solvencia de una hipoteca recibían un incentivo en caso de concederla. A partir de ahora esto no podrá darse para evitar posibles conflictos de interés. Esto protege tanto al hipotecado como al empleado, cuyo sueldo base no podrá estar relacionado con el número de hipotecas que conceda.

Formación especializada para los que conceden hipotecas

El Ministerio de Economía será el encargado de exigir unos requisitos mínimos a los trabajadores que conceden hipotecas. Hoy en día aún estamos a la espera de saber cuáles serán dichas exigencias.

Mayor vigilancia sobre los intermediarios de las hipotecas

Todos los intermediarios de créditos inmobiliarios deberán de cumplir a partir de ahora una serie de términos. Entre ellos destacan los siguientes:

  • Deberán de estar inscritos en un registro controlado por cada comunidad autónoma.
  • Deberán cumplir un total de 10 criterios para poder inscribirse en dicho registro.

Mayor transparencia en las cláusulas de las hipotecas

Atrás quedaron los tiempos en los que los recién hipotecados no entendían ni eran correctamente informados de las cláusulas de su hipoteca. A partir de ahora los bancos deberán de actuar de forma imparcial, honesta y transparente.

De hecho, según estas nuevas normativas hipotecarias, el Ministerio de Economía tiene derecho a fijar aquellas disposiciones directamente relacionadas con aquellas cláusulas que puedan inducir a error de planteamiento. Esto evitará que vuelva a suceder algo parecido a lo que ya pasó con las cláusulas suelo. Este Ministerio incluso podrá regular la publicidad de este tipo de préstamos para que resulte engañosa y sus condiciones básicas.

Sólo se permitirán productos vinculados como garantía de pago

Ya no será posible que el banco obligue a un usuario a aceptar ciertos productos vinculados para que le concedan la hipoteca. Por ejemplo, con las viviendas protegidas que se entregaron de VI plan en la EMV de Rivas Vaciamadrid, el banco que se encargó de gestionar esta hipoteca obligó a los recién hipotecados a aceptar el de las cuotas de 10 años de un seguro de vida, además de otro tipo de productos vinculados que por supuesto no formaban parte de la hipoteca.

Solo se permitirá utilizar productos vinculados para conseguir una rebaja en la hipoteca y aquellos seguros que sirvan como garantía al prestamista de que la hipoteca va a ser religiosamente pagada cada mes.

 

Normativa de los préstamos con garantía hipotecaria

Normativa de los préstamos con garantía hipotecaria

 

Cómo declarar y desgravar en la renta los préstamos con garantía hipotecaria

Sin duda algunas de las dudas más frecuentes que afectan a los propietarios de una vivienda cuando se enfrentan a la declaración de la renta son las siguientes:

  • “¿Cuánto puedo desgravarme de la hipoteca en la declaración de la renta si está a nombre de dos personas?”
  • “¿Puedo llegar a desgravarme el cien por cien de la hipoteca en estos casos?”

No hay que olvidar que las hipotecas pueden ser muy diversas. Hay propietarios que tienen a su nombre la escritura pero que la hipoteca está a nombre de varias personas. Otros, sin embargo, comparten escritura e hipoteca. También los hay que se encargan al cien por cien de cubrir las gastos de la hipoteca que está completamente a su nombre. Igual que las escrituras. Y todas estas modalidades hacen que las personas sientan dudas sobre qué pueden desgravarse de la hipoteca en la declaración de la renta.

Cada año estas dudas afectan a los contribuyentes que tienen una hipoteca compartida. Y si nos atenemos a lo que indica Hacienda, la respuesta siempre sería un no rotundo. Sin embargo existen ciertos matices al respecto. Conozcámoslos.

Si dispongo de un porcentaje de titularidad en común con otra persona

En caso de que dispongamos de un porcentaje de titularidad en común con otra persona podremos desgravar de la hipoteca el porcentaje completo del que dispongamos en la compra venta de un inmueble.

Es decir, que si yo dispongo del 50 por ciento de titularidad y el préstamo hipotecario a nombre de dios personas está al 50 por ciento, solo puedo deducirme un 50 por ciento de la misma en la declaración de la renta. Independientemente de que en realidad yo pague el cien por cien de la hipoteca.

Igualmente no hay que olvidar que la deducción por inversión en vivienda habitual es de un 15 por ciento de las cantidades pagadas durante el ejercicio hasta un máximo de 9040 €. Sin embargo solo podrán deducirse esta cantidad aquellos propietarios que hayan adquirido su vivienda antes del 1 de enero de 2013.

Si dispongo del cien por cien de la titularidad pero el préstamo hipotecario está a nombre de varias personas

Esto suele suceder, por ejemplo, cuando se necesita contar con varios miembros que respalden la operación para conseguir una hipoteca. Por ejemplo con los padres. Esta situación es bastante diferente a la anterior pues en este caso en el Registro de la Propiedad figurará un único titular pero en la hipoteca aparecerán varios. Sin embargo, aunque en la hipoteca aparezcan varios miembros que pueden responder a los pagos en caso de necesidad, esta es cubierta únicamente por un miembro. Normalmente el titular de la escritura.

En esta situación al haber un único miembro que tiene el cien por cien de la titularidad de la vivienda, y que además es el único que lleva a cabo el pago de la hipoteca, podrá desgravarse el cien por cien en la declaración de la renta.

Sin embargo estas situaciones son algo complicadas a la hora de declararlas. Por este motivo siempre es conveniente que la hipoteca y la escritura estén al cien por cien sobre el mismo miembro. De este modo no habrá posibles errores ni dudas sobre cuánto podrás desgravarte de tu vivienda habitual.

Cómo declarar los préstamos con garantía hipotecaria

Cómo declarar los préstamos con garantía hipotecaria

 

Si te ha resultado interesante este artículo…

Te animaos a que eches un vistazo a la pestaña de noticias de nuestra página web. Aquí encontrarás información actualizada sobre economía, finanzas y préstamos.

Comments are closed.

Llamar
Solicitar ya