¿Tienes demasiadas deudas? ¿Te gustaría reducir todos los pagos que tienes cada mes y reorganizar todos tus préstamos, pero no lo ves posible? La reunificación de deudas es la solución para este tipo de situaciones, pero es recomendable saber muy bien en qué consiste y tener claro sus ventajas e inconvenientes. En este artículo vamos a explicarte los pros y contras de un préstamo para reunificar deudas y cuando es recomendable solicitarlo. 

¿Qué es la reunificación de deudas?

Qué es la reunificación de deudas
Qué es la reunificación de deudas

La reunificación de deudas consiste en agrupar tus préstamos en uno solo, aumentando la cuota de los pagos.

Es decir, o bien se aumenta la cantidad total que tienes que pagar o bien se extiende el tiempo que tienes para pagar tu deuda.

¿Es la reunificación de deudas la solución perfecta para todas aquellas personas y empresas excesivamente endeudadas? Depende: sólo lo será si reunificar las deudas en un sólo préstamo te permite de forma efectiva pagar menos cada mes y reducir de forma real y paulatina la deuda a un ritmo que se ajuste a tu situación.

Problemática de la reunificación de deudas

El inconveniente en el que incurren muchos particulares y empresas es en que sus deudas, al realizar una reunificación de las mismas, se alargan excesivamente en el tiempo: se tarda muchísimo más en devolver la deuda y por tanto los intereses totales que se deben pagar son claramente más elevados. En otras palabras, al final se va a pagar más y durante más tiempo, y si no se estudia detenidamente la situación el incremento de intereses no compensa el hecho de reducir el número de préstamos.

Sin embargo, la reunificación de deudas es perfecta para aquellos particulares y empresas que tienen un problema de deuda a corto plazo y para el que no ven ninguna otra alternativa. En estos casos está posibilidad de financiación si puede ser muy útil.

Pasos a seguir para una reunificación de deudas

A continuación vamos a describir te algunos de los pasos que deberías realizar para saber si te conviene o no realizar una reunión ficación de deudas. Estos pasos son los mismos que utilizamos en prestamistas.es para determinar si una solicitud de préstamo es viable o no.

  1. Identifica de forma clara y específica cada uno de tus préstamos, líneas de crédito y deudas que tienes en vigor. No te dejes nada en el tintero: líneas de crédito de los vehículos, pagos diferidos con clientes o proveedores, deudas con la Seguridad Social o con Hacienda, préstamos personales o profesionales…
  2. Calcula el dinero de cada una de las deudas de forma independiente. Consulta los cuadros de amortización de cada uno de los préstamos que tienes en vigor para saber que te corresponde pagar en cada caso, fluyendo los intereses. Realiza un cálculo de cuál es tu nivel de endeudamiento actual y cuánto dinero ya has devuelto para cada una de las operaciones.
  3. Ayúdate con un simulador de préstamos. Utilizar un simulador de préstamos es útil para calcular qué opción de reunificación de deudas sería la más viable según tus posibilidades de pago. Es importante que tengas en cuenta que realizar una reunificación de deudas genera costes adicionales. Por ejemplo, deberás pagar comisiones por la cancelación anticipada de los préstamos que tienes en vigor, y en el caso de que se trate de préstamos hipotecarios seguramente también incurras en costes notariales o algún tipo de impuesto o tasa. Además, la suscripción del nuevo préstamo también generará comisiones de apertura que deberás tener en cuenta. Utiliza un simulador de préstamos completo y profesional en el que puedas introducir todo este tipo de información.
  4. Acude a tu entidad bancaria más cercana, siempre que sea posible. Para todos aquellos préstamos firmados a través de entidades bancarias, es recomendable acudir a las mismas en el caso de que estemos pensando en realizar una reunificación de deudas. La entidad, después de explicar el caso y situación en la que nos encontramos, puede ser que estén dispuestos a echarte un cable para poder corregir la situación. En el caso de que no sea posible o que la entidad bancaria no ofrezca ninguna alternativa para reunificar la deuda la solución más rápida es acudir a la financiación privada, cómo veremos a continuación.

¿Cómo reunificar la deuda a través de un préstamo hipotecario?

Cómo reunificar deudas a través de un préstamo hipotecario
Cómo reunificar deudas a través de un préstamo hipotecario

La única opción de reunificar nuestras deudas a través de una entidad bancaria es firmando un préstamo hipotecario, pero normalmente ninguna entidad estará dispuesta a iniciar este tipo de operativa si el nivel de deuda es elevado.

Un préstamo hipotecario normalmente es la solución más directa ya que avalar una operación de préstamo utilizando un inmueble ofrece al acreedor una seguridad sin igual: los inmuebles son un bien de inversión que raramente pierde valor, y por tanto el acreedor se sentirá seguro si sabe que el préstamo que va a entregar a un tercero está asegurado utilizando un inmueble.

Si la opción del préstamo hipotecario a través de nuestra entidad bancaria no es posible también existen inversores y prestamistas a nivel particular que están dispuestos a firmar este tipo de operaciones. De hecho, esta es la base de nuestras operaciones en prestamistas.es. A continuación vamos a explicarte las condiciones de acceso y evolución de nuestros préstamos para reunificar deudas, en el caso de que ya lo hayas consultado con tu entidad bancaria y ellos no estén dispuestos a ofrecerte una solución.

Préstamos privados para reunificar deudas 

Prestamistas.es está especializado en el estudio y apertura de préstamos hipotecarios para reunificar deudas, tanto para particulares como para empresas.

Como su propio nombre indica, para firmar un préstamo hipotecario es estrictamente necesario disponer de una propiedad inmobiliaria, pero además se debe cumplir con otro requisito: que el préstamo que se necesita sea como mínimo de 20.000 € o más. A continuación vamos a describir estos dos requisitos de acceso a nuestros préstamos. 

Requisitos de acceso a nuestros préstamos para reunificar deudas 

Como hemos dicho anteriormente, los dos requisitos obligatorios e innegociables para solicitar un préstamo para reunificar deudas son los siguientes: 

  1. Disponer de una propiedad inmobiliaria. Este es el aval que garantizará el préstamo, y puede ser un inmueble de cualquier naturaleza (una casa, un piso, un apartamento, un local comercial, una nave industrial, un hotel, uno o varios garajes…). No aceptamos terrenos para avalar este tipo de operaciones. Para demostrar que el solicitante dispone realmente de un inmueble a su nombre, solicitamos una nota simple del Registro de la Propiedad donde aparezca el nombre del propietario y los detalles técnicos y administrativos del inmueble. El inmueble deberá estar libre de deudas e hipotecas, aunque si sobre el mismo pesa algún tipo de deuda y esta es pequeña podemos ampliar la cantidad inicial solicitada para cancelar esta deuda. 
  2. Solicitar un mínimo de 20.000€. Esta cantidad es el mínimo importe que se puede solicitar a través de prestamistas.es. La cantidad máxima es teóricamente infinita, ya que depende directamente del valor de tasación de la propiedad que se presenta como garantía. Esto significa que a más valor de mercado de la propiedad, más cantidad de dinero podremos solicitar para nuestro préstamo. Nota: nunca entregamos más del 30% o 40% del valor de tasación de la propiedad, para proteger a los intereses de nuestros prestamistas en el improbable caso de que se produzca un impago del préstamo.

Condiciones de devolución de un préstamo para reunificar deudas 

La financiación a través de prestamistas privados destaca especialmente por ofrecer una gran flexibilidad en cuanto al diseño de la devolución de los préstamos.

A cambio de esta flexibilidad los intereses son ligeramente más elevados en comparación con la financiación bancaria, pero muchas veces la financiación privada es la única solución a la que pueden acudir empresas que se encuentran en situaciones económico-financieras complejas. 

En concreto, las condiciones de devolución de nuestros préstamos para reunificación de deudas son las siguientes: 

  • Tipo de interés entre el 9% y el 12%. El tipo de interés concreto depende directamente de si el solicitante es una empresa o un particular, de la cantidad total del préstamo, del tipo de cuota, de la duración y del riesgo implícito de la operación. Solo podemos dar un tipo de interés exacto una vez hayamos estudiado la solicitud. 
  • Cuatro tipos de cuotas a escoger. Dejamos que el solicitante devuelva su préstamo como prefiera, a través de cuotas mensuales, trimestrales, semestrales o anuales. Esto permite que la devolución de su préstamo se adapte exactamente a su situación financiera. 
  • Dos tipos de amortizaciones a elegir. Se puede amortizar el préstamo utilizando la amortización francesa (cuotas lineales e iguales durante toda la vida del préstamo) o mediante la amortización americana (cuotas de solo intereses y un pago final y único para devolver todo el capital). 
  • Duración desde 1 hasta 10 años. Si la situación financiera del solicitante lo permite podemos también incluso conceder periodos de carencia. 
  • Todos los préstamos están firmados ante notario. Prestamistas.es trabaja bajo el paraguas de la ley 5/2019, la misma normativa que regula los préstamos hipotecarios. Esto significa que para abrir un préstamo para reunificar deudas es necesario disponer de una escritura notarial. 
  • Operativa 100% online. Desde el primer contacto hasta la firma final del contrato y la escritura de préstamo toda la operativa se realiza de forma telemática. El cliente tan solo deberá desplazarse a su notaría habitual para proceder a la firma de la escritura de forma telemática a través del canal de comunicación notarial ANCERT.

Contacta con nosotros ahora 

Puedes contactar con prestamistas.es a través de nuestra página de contacto, nuestro teléfono o nuestro correo electrónico, y uno de nuestros agentes se pondrá en contacto contigo de forma casi inmediata para analizar tu situación.

El estudio de tu solicitud de préstamo para reunificar deudas es gratuito, y si finalmente firmas un préstamo con nosotros tendrás a tu disposición a un asesor que resolverá todas tus dudas durante toda la duración del préstamo. 

Prestamistas.es no es una empresa de préstamos rápidos e instantáneos, sino que realizamos un estudio de viabilidad de todas las operaciones que abrimos. Si el solicitante no puede justificar sus ingresos a través de salarios, sueldos o rentas, no podremos darle financiación. Nunca abrimos una vía de financiación si vemos que la operación es totalmente irrealizable y el solicitante va a perder su propiedad.

Queremos dar soluciones, no agravar un problema ya existente.